El juez determinó que Emily Ratajkowski violó los derechos de autor del fotógrafo que le demandó

FLIS ®

5 oct 2021

FLIS® Fashion Law

Un juez federal de Nueva York dictaminó que la modelo Emily  Ratajkowski infringió los derechos de autor del fotógrafo Robert O'Neil. Esta infracción se produjo cuando la modelo publicó una fotografía de ella misma en Instagram.



La demanda


La demanda se inició en el 2019, contra la modelo y su empresa Emrata Holdings, LLC, cuando la modelo publicó una foto en sus historias de Instagram la foto tomada por O’Neil, en la cual ella aparece escondida detrás de un ramo de flores mientras caminaba por las calles de Manhattan, titulando la historia como "Mood Forever".


El fotógrafo Robert O'Neil ha presentado una demanda ante el Tribunal Federal de Estados Unidos; afirmó que Emily Ratajkowski y su entidad corporativa Emrata Holdings están acusadas de usar una imagen en la que hizo clic sin su permiso. El fotógrafo afirma ser el "autor de la fotografía, y en todo momento ha sido el único propietario de todos los derechos, títulos e intereses sobre la fotografía, incluidos los derechos de autor", lo que lleva a Ratajkowski a problemas legales, ya que una violación de los derechos exclusivos como titular de los derechos de autor, incluido su derecho exclusivo de mostrar públicamente o autorizar a otros a mostrar la foto.




Los alegatos del fotógrafo


El fotógrafo señaló que su uso de la imagen era de un uso legítimo, ya que sirvió como un comentario sobre el estado de su vida plagada de paparazzi. 



Alegatos de la modelo


La parte demandada respondió a la demanda solicitando un juicio sumario con los siguientes argumentos: “¨la fotografía no está sujeta a derechos de autor válidos, 

la publicación de Ratajkowski fue de uso legítimo,  O’Neil no ha sufrido daños y

 Que O’Neil’s no puede mostrar hechos que establezcan la participación de Ratajkowski". 



La decisión de tribunal 


El juez dictaminó que la empresa matriz de Ratajkowski, Emrata Holdings, LLC, no debería haber sido nombrada como co-demandada en la causa, y en consecuencia no podía solicitar los honorarios de los abogados.  La juez acordó que a la entidad corporativa de Ratajkowski, Emrata Holdings no debiera estar demanda de forma conjunta porque O’Neil no ha demostrado Emrata Holdings, tenía responsabilidad alguna en los hechos, sobre todo porque “Ratajkowski publica en la cuenta de Instagram a título personal”, y O’Neil “no demostró ningún hecho que vincule a Emrata con la copia de la fotografía.

 


Se declara con lugar los derechos de autor sobre la fotografía


Por otra parte, la juez desestimó la afirmación de Ratajkowski de que la foto en cuestión no está sujeta a un derecho de autor, porque es “insuficientemente original”. La Juez tomó como válido el criterio de decisiones anteriores donde se “encontraron originales las fotografías de los paparazzi en función de su ‘miríada de opciones creativas, que incluyen, por ejemplo, su iluminación, ángulo y enfoque’", y eso no está exento de una toma de decisiones creativa. Y en este caso concreto el tribunal considera que O’Neil “seleccionó su ubicación, iluminación, equipo y configuración para la foto en función de la ubicación y el momento”. El hecho de que otros fotógrafos tomaran fotografías de “el mismo tema al mismo tiempo no hace que la foto sea menos original”. 

 

Por otra parte, el tribunal determinó que por la naturaleza de la obra protegida por derechos de autor en favor de O'Neil es solo de forma marginal, porque la foto es “esencialmente de naturaleza fáctica” y O’Neil capturó su sujeto en público, como ella aparecía naturalmente, y no [tenía] la tarea de dirigir al sujeto, alterar los fondos o hacer mucho para imponer fuerza creativa en la [fotografía] o infundir la fotografía con su propia visión artística.

 


Se declara con lugar la reclamación de daños y perjuicios 


El tribunal también desestimó la solicitud de la modelo de que O'Neil no tenía derecho a indemnización por daños y perjuicios, debido al hecho de que la foto solo se publicó como una miniatura de "muestra". en el sitio web de Splash, al que solo pueden acceder los suscriptores de Splash. Y que por lo tanto no había a lugar a daños y perjuicios de acuerdo con lo que establece la sección 412 de la Ley de derechos de autor de Estados Unidos,¨No se otorgan daños legales por obras inéditas, cuando la infracción comenzó antes de la fecha de vigencia del registro¨. 

El tribunal sostuvo que la publicación en el sitio de Splash cumple con el estándar de publicación de la s. 412, señalando que "aunque la audiencia de Splash se limita a sus suscriptores, esa membresía está muy lejos de los 'pocos clientes de confianza' que se consideran una audiencia demasiado pequeña para su publicación".


Por lo tanto, el tribunal también declaró que O'Neil estaba "en posición de darse cuenta de inmediato de los beneficios de la fotografía y, de hecho, obtuvo ingresos por la fotografía entre el 13 y el 19 de septiembre de 2021". Como tal, el tribunal determinó que no está impedido de recuperar los daños legales por la infracción y denegó la moción de Ratajkowski de un juicio sumario basado en la falta de daños. 


 En última instancia, dejó la cuestión crítica del uso legítimo en manos de un jurado. 



Una acción continuada entre las celebridades 


Ratajkowski, no es la primera celebridad atacada por O'Neil por publicar su trabajo sin su aprobación. El fotógrafo demandó previamente a la modelo Gigi Hadid por publicar una de sus fotos, una toma del novio de Hadid, el cantante Zayn Malik, sin recibir su permiso o acreditarlo adecuadamente.


También, en el 2017 Khloe Kardashian fue demandada por Xposure Photos después de compartir en su Instagram una foto de ella entrando en el restaurante Komodo de David Grutman en Miami sin tener la licencia de la agencia de fotografía responsable de la foto.


Esta situación se ha presentado en diversos casos de derechos de autor contra celebridades y algunas marcas de moda, estos casos se han visto principalmente en los tribunales federales de Nueva York y California por el uso no autorizado de fotos de ellos mismos, cuyos derechos de autor pertenecen a terceros, a saber, fotógrafos paparazzi  o las agencias a las que ceden sus derechos. 

 

Varias celebridades han optado por resolver las demandas fuera de los tribunales pagando sumas no reveladas a los fotógrafos paparazzi y los representantes de la agencia fotográfica para evitar largos juicios. 

 

Datos del caso O'Neil v. Ratajkowski et al, 1: 19-cv-09769 (SDNY).



Fuentes

https://www.thewrap.com/emily-ratajkowski-loses-copyright-lawsuit-paparazzi-photograph/

https://www.thefashionlaw.com/celeb-v-paparazzi-battle-over-emily-ratajkowskis-mood-forever-instagram-post-will-go-to-a-jury/

https://www.hollywoodreporter.com/business/digital/emily-ratajkowski-paparazzi-instagram-suit-1235023222/

https://www.thefashionlaw.com/from-bella-and-gigi-hadid-and-goop-to-virgil-abloh-and-marc-jacobs-a-running-list-of-paparazzi-copyright-suits

La fotografía de la controversia

1574326419.jpeg